lunes, 30 de diciembre de 2013

ECOGRAFíA

ECOGRAFÍA
Cuidados pre y post procedimiento. Información de la exploración.


Las ecografías, también llamadas ultrasonidos, es una tecnología que emplea ondas de sonido (ultrasonido) que emite un transductor (sonda), que a su vez capta y recoge los ecos de estos sonidos al chocar con nuestro cuerpo y los transmite a un ordenador donde se traducen a imágenes. Es una técnica inocua porque no emplea radiaciones (como el TAC o las radiografías) ni es invasiva, generalmente. Las imágenes son bidimensionales, pero también pueden ser 3D.   
Existen varios tipos de sondas para los diferentes estudios, y como norma general no se emplea ningún tipo de contraste.
                                                    
¿PARA QUÉ SIRVE?

Las ecografías se emplean para ver cualquier parte del organismo: el hígado, los riñones y otros órganos abdominales, el corazón, las mamas, los vasos sanguíneos, y el feto durante el embarazo.
En algunos casos se emplea como guía para realizar procedimientos intervencionistas: biopsias, cateterismos e implantación de vías venosas centrales. 
  
Como norma general el estudio se realiza sobre la superficie de la piel, entre las exploraciones más frecuentes destacan:
-  Ecografía abdominal: estudio de las vísceras: hígado, riñón, vías biliares, páncreas, etc.
- Ecocardiografía y ecografía transesofágica: estudio del funcionamiento y morfología (forma) cardíaca. En la transesofágica la sonda se introduce por la boca hasta llegar al esófago.  Estos estudios se suelen realizar en las consultas de cardiología.
-  Ecografía de cuello o tiroidea: estudio de las glándulas tiroideas y estructuras adyacentes. Sirve para estudiar tumoraciones y nódulos tiroideos.
-  Ecografía ginecológica y obstétrica: estudio del aparato reproductor femenino, ovarios y útero. Control del crecimiento fetal y diagnóstico prenatal. Se realizan en las consultas de ginecología.   
-   Ecografía de mama: diagnóstico de masas mamarias; quistes y tumoraciones que son poco o nada visibles con la mamografía.
-   Ecografía osteo-articular y músculo-tendinosa: Se emplea en el estudio de hematomas, edema, fibrosis, lesiones musculares y tendinosas, quistes, cuerpos extraños, etc.
-  Ecografía de partes blandas: se emplea para el estudio la piel y tejido subcutáneo.
- Ecografía testicular y escrotal: indicada tras traumatismo, hidrocele, escroto agudo, en el diagnóstico de tumores, etc.
- Ecografía torácica – pulmonar: estudio de enfermedades pleurales, diagnóstico de neumotórax, neumonías, neoplasias, embolias, adenopatías o estudios del mediastino.
- Ecografía vascular y eco-doppler: estudio del sistema venoso y arterial, estudio del flujo sanguíneo. Sirve para el diagnóstico de varices internas y trombosis (coágulos) vasculares.
- Ecografía vesico-renal y prostática. estudio del sistema urinario, riñones, vejiga y próstata.
-  Ecografía transrectal: La transrectal está indicada para el estudio de la próstata y la sonda se introduce por el recto. Se suelen realizar en las consultas de urología.   


PREPARACIÓN
No precisa consentimiento informado excepto en las técnicas invasivas (procedimientos intervencionistas o eco transesofágica).
Su preparación dependerá del tipo de exploración a realizar y de lo que se pretende estudiar. SIEMPRE acudirá con la piel limpia.  
Como norma general, y según el tipo de estudio será necesario acudir en estas condiciones:
-  Eco abdominal, eco transesofágica: ayunas de 4-6 horas
- Eco vesico-renal-prostática: contener la orina durante unas horas; para el estudio es necesario tener la vejiga llena de orina y le recomendarán que beba de 1 a 2 litros de agua antes de la exploración.
- Ecografía para procedimientos intervencionistas: ayunas, aseo personal, suspensión preventiva, en algunos casos, de los antitrombóticos (aspirina, iscover, plavix, simtron, etc.)
-  Resto de ecografías con el aseo personal será suficiente.


DURANTE la exploración:
-  Antes de la exploración le indicarán las prendas que es necesario retirarse.
- Se tumbará sobre la camilla con la zona a explorar descubierta y se le aplicará gel en la misma. Según el tipo de exploración será necesario que adopte una u otra postura para facilitar la visualización de la zona a estudiar.
- Sobre el gel se le irá pasando el transductor y se obtendrán imágenes dinámicas en tiempo real.  
- Es indolora, pudiendo notar una ligera molestia al pasar el transductor por alguna zona dolorosa y si hay que comprimir un poco.
- La duración total de la exploración es de unos 15 minutos, pudiendo alcanzar los 45 cuando se trata de estudios vasculares o procedimientos intervencionistas.

                     LIMITACIONES y COMPLICACIONES:
No las hay

                     CUIDADOS POST-EXPLORACIÓN
- Tras el procedimiento podrá realizar vida normal.
- Si se trata de un procedimiento intervencionista, le informarán de los cuidados a seguir. 

Más información sobre las ecografías AQUÍ

No hay comentarios:

Publicar un comentario